lunes, 28 de abril de 2014

BIZCOCHOS DE SOLETILLA





Hola,  hacia mucho tiempo que no publicaba nada y es que ando un poco liada, la verdad que me da mucha pena, sobretodo por no  poder meterme en los blogs de repostería y ver las recetas que hay que me dan mil ideas y un hambre...  Y ese es un de los motivos, la dichosa "operación bikini", pero ya no me podía resistir más. Por ello el último toque de azúcar glass antes de meter al horno estos bizcochos, me lo he saltado.

Así que para compensar vamos con un dos en uno. Estos bizcochos de soletilla que son de toda la vida y están buenisimos los he utilizado para hacer una Charlota de fresas que vereis que pinta más buena tiene. Estos bizcocho se les conoce por un montón de nombres diferentes: melindros, en Cataluña, lady fingers, en Gran Bretaña o suspiros, en El Salvador.

Con estos bizcochos empapándolos en un buen expresso y crema mascarpone se hace el tiramisu, o simplemente mojándolos en una taza de chocolate con leche están riquisimos.
Bueno pues vamos al lio. 


RECETA



- Separar las claras de las yemas.

-Mezclar las yemas con el azúcar y batir hasta que quede una consistencia cremosa.

-A la mezcla anterior añadir la harina y la levadura tamizadas y mezclar bien con una lengua. Reservamos.

-Batimos las claras a punto de nieve con una punta de sal.

-Ir añadiendo las claras a la mezcla anterior y mezclando sin miedo con la lengua.

-Repartir en la bandeja del horno, forrada con papel de horno o similar, con una manga pastelera hacer barritas de unos 3 cm de largo. Dejar una separación entre las barritas porque tienden a ensanchar.

-Meter en el horno precalentado a 200ºC entre 7 y 10 minutos.
Recordad que son esponjosos, si los dejamos más tiempo se ponen duros, aunque no están malos.